Compártelo en:

julio 25, 2011

Grasa Localizada

Un estudio reciente afirma que la grasa eliminada mediante la liposucción vuelve al cuerpo después de un año, y en ocasiones en sitios más dañinos para la salud, como el abdomen. 

Por si esto fuera poco, muchos expertos arremeten contra procedimientos alternativos a la liposucción para eliminar la grasa localizada, como el láser, la mesoterapia o la cavitación, muy en boga últimamente por su bajo precio. 

En Francia han sido prohibidos, al considerar las autoridades sanitarias que suponen un riesgo para la salud.


Cuando se habla de luchar contra la grasa localizada, nos referimos a acabar con ella en sitios determinados ("cartucheras", tripa...), y no a combatir la obesidad o el sobrepeso, aunque en muchos casos ambos problemas se dan en la misma persona. Es, por tanto, más una cuestión de estética que de salud.

La liposucción consiste, de forma abreviada, en absorber la grasa de una zona determinada mediante una cánula que se introduce en la zona gracias a una pequeña incisión que no deja apenas huella. Se practica con anestesia local o sedación y, dado que la técnica ha mejorado mucho desde que apareció, en 1974, es una de las intervenciones más demandadas.

Es el arma preferida para atacar a la grasa localizada, y la utilizan tanto mujeres como, cada vez más, hombres. Además de no dejar cicatrices, ha ganado fama de eficaz, poco arriesgada y relativamente asequible, aunque no deja de ser una intervención que cuesta entre 1.500 y 9.000 euros. Sin embargo, últimamente no hay buenas noticias para esta técnica.

Un estudio realizado por la Universidad de Colorado (Estados Unidos), publicado en Obesity, indica que la grasa extirpada del cuerpo mediante liposucción vuelve a él al cabo de un año, pero situada en la parte superior del abdomen, en los hombros y en los brazos. La estética mejora, ya que la grasa no vuelve al sitio del que se quitó, pero no se consigue adelgazar ni mejorar el estado de salud; en todo caso, el perfil metabólico podría empeorar, ya que la grasa abdominal es más perniciosa que la situada en los muslos.

El estudio fue realizado en primer lugar en roedores y más tarde en mujeres, con grupo de control incluido. "Creemos que el cerebro sabe de alguna manera la cantidad de grasa que tiene el organismo y trata de regular su presencia para que sea siempre la misma", afirma Robert Eckel, principal responsable del estudio. Si bien es cierto que algunos expertos discrepan de los resultados de esta investigación, parece claro que la liposucción ha quedado en entredicho.

Pero no han terminado las malas noticias para los tratamientos contra la grasa localizada. En estos últimos años, determinadas técnicas (mesoterapia, láser, infrarojos, ultrasonidos, carboxiterapia, electrolipólisis...) han ido comiendo el terreno a la liposucción, sobre todo por ser más sencillas, menos cruentas y más económicas. Además de las dudas que asaltan a las técnicas en sí mismas, el problema es que, en muchos casos, se aplican en salones de belleza o centros de estética por personal muy poco cualificado.

Si bien es difícil meter todas estas técnicas alternativas a la liposucción en el mismo saco, muchos expertos coinciden en su escepticismo acerca de su eficacia. Como afirma Jaume Masiá, presidente de la Sociedad Española de Cirugía Plástica, Reparadora y Estética, "la efectividad de la mayoría de estos productos y técnicas es bastante dudosa. No hay ninguna evidencia científica de que produzcan una reducción real y medible de la celulitis".

Por su parte, la asociación El Defensor del Paciente va a solicitar al Ministerio de Sanidad que haga lo mismo que su homólogo francés y prohíba estas técnicas, ya que, en la actualidad, existe en España un vacío legal que permite todo tipo de irregularidades. La presidenta de la mencionada asociación, Carmen Flores, afirma que "esas técnicas son inseguras y arriesgadas. Y sus resultados, si los tienen, son temporales".

Fuente: www.adelgazar.net

Día Mundial Sin Tabaco - 31 de Mayo

Dia Mundial Sin Tabaco 31 de Mayo. Como dejar de fumar. Riesgos para los fumadoresEl tabaquismo constituye la principal causa evitable de muerte y enfermedad a nivel mundial. Cada año, más de 5 millones de personas fallecen a causa de enfermedades relacionadas con el consumo de tabaco. Es decir, más que el VIH/SIDA, los accidentes de tránsito, el alcoholismo y las drogas ilícitas juntos. 

El tabaco es el único producto legalmente vendido, que mata entre un tercio y la mitad de los consumidores crónicos, cuando se utiliza siguiendo las especificaciones de sus fabricantes.

julio 20, 2011

Guia para Padres - Parte 4

Más accesible que antes, tan perjudicial como siempre

La realidad ha cambiado: nuestros hijos están expuestos a mayores riesgos que los que experimentamos nosotros en el pasado: facilidad de acceso a todo tipo de drogas, aumento del consumo de marihuana entre liceales, disminución de la edad del inicio del consumo de drogas.

Al hablar con nuestros hijos adolescentes nos sorprendemos al ver que conocen al distribuidor del barrio por su nombre y apellido; que saben dónde ubicarlo, lo que vende y cuánto cuesta.

El alarmante empuje de la pasta base se acompaña de una no menos alarmante legitimación social de la marihuana, que ciertamente par aun adulto es menos dañina que las llamadas drogas duras, pero que puede llegar a dañar seriamente la salud mental y el futuro de un adolescente cuyo cerebro está en pleno desarrollo.

El consumo de marihuana en la pubertad puede provocar infertilidad, y antes de los 18 años multiplica por 6 el riesgo de esquizofrenia. Uno de cada 2 adolescentes que prueba se engancha con un consumo regular, lo que aumenta el riesgo de fracaso estudiantil y de pasaje a drogas duras como la cocaína y la heroína.

Con respecto al alcohol, debemos saber que, en la actualidad, es la droga más consumida por los jóvenes uruguayos. El 80% ha experimentado y, en su gran mayoría, lo ha hecho antes de los 13 años. El 50% de los estudiantes encuestados (en octubre de 2005) consume alcohol habitualmente, 1 de cada 4 ha tenido un episodio de abuso (intoxicación y borracheras) en los últimos 15 días. Es necesario que nuestros hijos conozcan los riesgos del abuso del consumo de alcohol en la juventud.


Sitios de Interés sobre este tema:

JUNTA NACIONAL DE DROGAS

REMAR INTERNACIONAL

FUNDACIÓN MANANTIALES


julio 14, 2011

Guía para Padres – Parte 3

Límites claros y posturas firmes

Para criar hijos emocionalmente fuertes, capaces de resistir una tentación o decir “no” a la presión de una amigo para que pruebe alguna droga, es necesario que el propio niño haya recibido varios firmes “no! De sus padres a lo largo de su vida, que haya aprendido a aplazar sus deseos inmediatos. Los padres muy permisivos impiden que sus hijos aprendan a convivir con las inevitables frustraciones de la vida.

Pero todos los padres sabemos que es mucho más difícil y antipático decir “no” que decir “sí”. Por eso es necesario que los padres, estén separados o no, se pongan de acuerdo en las normas de la familia y que no se saboteen uno al otro. Cuanto más claros sean los límites puestos en la niñez, más fácil será mantener la autoridad en la adolescencia.

En relación a las drogas, a tus hijos debe quedarles bien claro que desaprobás su consumo, y que esperás que ellos también lo desaprueben. Las posturas tibias de los padres aumentan la probabilidad de prueba de los hijos.

Acompañar a tus hijos

Las largas jornadas laborales mantienen alejados a los padres del hogar durante muchas horas. Es conveniente, aunque puede ser difícil, que los hijos no queden solos (aunque ya sean “grandes”), sino a cargo de un adulto. Es importante estimularlos a realizar acividades deportivas, culturales, creativas, así como conocer a sus amigos y los lugares que frecuentan.

Es imposible (y también dañino) que los padres controlen cada minuto del tiempo de sus hijos. Pero sí pueden acompañarlos emocionalmente siempre, si construyen una buena y sólida relación con ellos. Para esto, nada mejor que realizar juntos actividades gratificantes: fútbol, cocina, paseos, reuniones familiares, o lo que más les guste. Hay que evitar que las charlas con los hijos se conviertan en sermones. 

Deben ser verdaderos diálogos, donde se los pueda escuchar y aconsejar, siempre respetando su inteligencia y confiando en su capacidad para decidir con responsabilidad.

julio 08, 2011

Guia para Padres – Parte 2

¿A qué edad debemos empezar a hablar con nuestros hijos de las Drogas?

Todas las edades son adecuadas para enseñar a nuestros hijos cómo cuidarse. Y mantenerlo alejado de las drogas es una forma más de cuidarse. Por eso es importante que nuestros hijos incorporen estos conceptos desde chicos, para llegar con mejores herramientas al primer encentro con las drogas. Lo importante es tener en cuenta qué conceptos son comprensibles y asimilables a cada edad.

¿Qué podemos decir en cada edad?

De 0 a 5 años:

  • Hablarle de por qué es bueno comer sano.
  • Hacerle notar las sustancias tóxicas que hay en el hogar (lavandina, venenos, etc)
  • Explicarle que no todas las sustancias “malas” tienen etiquetas de peligro y que sólo debe comer u oler comida o medicamentos que le haya dado un adulto de su entorno familiar.
  • Explicarle que las medicinas son buenas para la persona a quienes fueron recetadas pero que pueden hacer daño a las demás, especialmente si son niños.


De 6 a 8 años:

  • Ya podés hablarle sobre el alcohol, el tabaco y otras drogas, sobre las consecuencias de su consumo.
  • Podés decirle que las drogas alteran el funcionamiento del cuerpo, y que pueden hacer que la persona se enferme e incluso que muera.
  • Explicale lo que significa la adicción: que es un hábito muy malo, que es muy difícil de dejar.


De 9 a 11 años:

  • Tu hijo debe saber acerca de los efectos inmediatos de las drogas, incluyendo estados de coma y sobredosis fatal.
  • También debe conocer las consecuencias a largo plazo: las drogas pueden ser adictivas, hacer que el adicto pierda el control de su vida y dañar a su familia y a otras personas.
  • Ensayá con tu hijo cómo decir “no” en distintas situaciones y las razones que puede dar para negarse a probar. Si ha practicado las respuestas, es más probable que pueda utilizarlas efectivamente cuando vos no estés con él.


De 12 a 14 años:

  • En secundaria habrá compañeros que consuman. Ofrecé a tu hijo ideas y razones para evitar la experimentación.
  • Conocé a sus amigos llevándolos o trayéndolos de diferentes actividades.
  • Conocé a los padres de los amigos de tus hijos.
  • Reiterales que considerás inaceptable el consumo de drogas


De 15 a 18 años:

  • Tu hijo recibirá mucha información falsa: vas a tener que contrarrestar los mitos que dicen que las drogas no son tan peligrosas.
  • También será llevado a pensar que todo el mundo consume. Decile que, en cualquier liceo, la mayoría de los estudiantes no consumen ninguna droga.
  • Tu hijo debe saber que el efecto de las distintas drogas es muy impredecible y que sus consecuencias son diferentes en cada persona.

julio 02, 2011

Guía para Padres – Parte 1

¿Cómo hablar con tus hijos acerca de las Drogas?

La Importancia Decisiva de la Prevención

Una vez que una persona se hizo adicta, revertir su adicción es muy difícil. Por eso, lo más efectivo y lo menos doloroso es la prevención. Lo que podamos hacer antes que nuestros hijos se enfrenten a la oferta o la tentación de probar es clave.

En este sentido, todos los estudios demuestran que la más efectiva prevención se construye en familia.

Las pautas educativas familiares, las actitudes y el modelo de conducta con respecto al uso de drogas son los principales factores de protección.

El aprendizaje de la convivencia con las drogas también se da en el hogar, desde los primeros reracionamientos con las llamadas “drogas legales” (alcohol, tabaco y psicofármacos). Los niños y niñas tienen conocimiento del uso de estas drogas en su ámbitos más próximos, siendo el más temprano y relevante, la familia. Es en esta primera aproximación a las drogas donde el potencial informativo y formativo de la familia tiene mayor importancia.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...