Compártelo en:

enero 16, 2007

Datos utiles

Datos Utiles

- En vez de correr a comer, haga dos a tres minutos de ejercicio, camine, suba y baje escaleras. Esto aumenta la circulación en los músculos y la aleja del estómago, lo que ayuda a disminuir el apetito. El efecto durará unos minutos, pero aliviará el hambre.

- Saboree la comida. Tomarse el tiempo para sentir el sabor de las comidas, y enfocarse en lo que se ingiere ayuda a comer menos. La mayoría come 10 galletas rápidamente y ni les siente el gusto, saboreándolas es más fácil comer sólo dos.

- Mascar lentamente también ayuda a comer menos. Cuente la cantidad de mordidas por trozo, si son tres auméntelas a cinco.

- En su casa establezca zonas donde no se come, por ejemplo, la pieza, el pasillo, el baño, el auto.

- Cuando va a alimentarse pregúntese si realmente lo hace por hambre o es por otra razón. Muchas veces, comiendo se mantiene a raya el estrés, la ansiedad y la desesperación.

- Espere 10 minutos antes de comer un segundo plato, de esta forma le da tiempo al cerebro para enviar la sensación de saciedad.

- Lleve los platos servidos a la mesa o deje las fuentes en la cocina, para que la tentación no lo haga servirse más.

- Tome agua mientras come, esto ayuda a aumentar la saciedad y baja el consumo.

- Mantenga el tenedor en el plato mientras no termine de masticar.

- Antes de meterse una cucharada en la boca, imagine todo el proceso que va a realizar la comida. Esto puede ayudarle a disminuir el tamaño de la siguiente cucharada.

- Lleve una fruta, yogurt o apio al trabajo, para que cuando tenga hambre no coma papas fritas o chocolates.

- Cuando compre verduras y frutas, elija de varios tipos. De lo contrario, a la tercera manzana se aburrirá.

- Siéntese a comer en la mesa, y nunca lo haga frente al televisor, al computador o leyendo algo, porque si está desconcentrado, cuesta más alcanzar la sensación de saciedad. Con estar sentado a la mesa no necesariamente se logra una gran saciedad, pero es más frecuente comer sin satisfacerse mientras se hace otra cosa.

- Acorte las sobremesas o realícelas con la condición de eliminar todos los comestibles de la mesa, para no quedarse picoteando todas las sobras.

- No reemplace un plato de fondo por un helado, porque algunos estudios dicen que la misma cantidad de calorías de hidratos de carbono o proteínas dejan más satisfecho que las de grasa. Para obtener la sensación de saciedad que brindan 400 calorías de proteínas (unos 100 gramos de carne magra) habría que consumir 800 de grasas (unos 90 gramos de aceite).

Extraído de http://www.nutricion.com
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...